Roma, la capital de Italia, está situada en la región del Lazio. Según cuenta la leyenda, la villa de Roma fue fundada por los hermanos Rómulo y Remo. Fue Rómulo quien, alrededor del año 753 a.C., constituyó la ciudad, a orillas del río Tíber y a 20 kilómetros del mar Tirreno. Años más tarde, esta ciudad sería la capital de un gran imperio, el Imperio romano.

Ahora, Roma, con casi cuatro millones de habitantes, es una ciudad moderna y cosmopolita que ha sabido preservar su gran legado histórico. Paseando por las calles de Roma te reencontrarás con su gloriosa historia, desde el impresionante Coliseo, hasta sus magníficas piazze, o la ciudad del Vaticano, a la vez que puedes disfrutar de las ventajas de una ciudad contemporánea que disfruta de una animada vida cultural y social.