Aeropuerto

El Aeropuerto Nacional de Granada, Federico García Lorca, está situado a 17 kilómetros del centro de la ciudad y conectado a través de la autovía A-92. Hay pocos vuelos internacionales que aterricen en Granada, así que si viajas desde el extranjero deberás hacer escala en Madrid o Barcelona o volar hasta el aeropuerto de Málaga, que recibe tráfico aéreo internacional. En este último caso, desde Málaga se puede viajar a Granada en autobús o en coche.

Para desplazarte desde el aeropuerto de Granada al centro de la ciudad podrás viajar en autobús o en taxi. Un servicio de autobuses cubre la ruta entre el Aeropuerto Federico García Lorca y el Palacio de Congresos de Granada, con parada en La Caleta, Avenida de la Constitución y Gran Vía, de forma regular. También existe un servicio de taxis en la Terminal de llegadas y varias oficinas de alquiler de coche operan en el mismo aeropuerto.

Los que prefieran tener los pies en el suelo, podrán llegar a Granada tanto en tren como en coche. La ciudad cuenta con una estación ferroviaria en el centro y RENFE ofrece un servicio de larga distancia desde Madrid, con un trayecto de tren de unas cinco horas, desde Barcelona, once horas, y desde Sevilla cuatro.

Los que viajen por carretera podrán hacerlo en coche propio, alquilado o bien en autobús. Varias compañías de autocares conectan Granada con la mayoría de grandes ciudades españolas, la más importante es Alsina Graells. La Estación de Autobuses de Granada recibe los autobuses de largo recorrido que llegan a la ciudad y ofrece conexión con el servicio de autobuses urbanos.

Transporte Público

La mejor manera de conocer el centro histórico de Granada es andando y dejándose llevar por sus estrechas y laberínticas calles. Sin embargo, si tu hotel está alejado del centro agradecerás viajar en transporte público. Como en todas las ciudades, en Granada encontrarás un servicio de taxis pero también una buena red de autobuses.

El transporte público en Granada se basa en un eficaz servicio de autobuses urbanos operados pero la empresa Rober. Este servicio incluye tanto las líneas regulares, que conectan toda la ciudad, como los microbuses que te acercarán a los lugares más turísticos de Granada, la Alhambra, el Albaicín o el Sacromonte. También existe en Granada un servicio de autobuses nocturnos, son los conocidos como búhos.

Los que hayan viajado en coche hasta Granada, la mejor opción es dejarlo aparcado durante la estancia en la ciudad. El coche es un medio de transporte muy útil para conocer la provincia de Granada. Además, por su enclave estratégico, Granada es un buen punto de partida para visitar otras ciudades andaluzas como Córdova, Jaén o Almería.

Guía de Granada 

Hacer Comentario

Su dirección de correo electrónico no será publicada.