El clima de Granada es de tipo mediterráneo aunque con características también del clima continental. En la ciudad, las temperaturas en invierno son bastante frescas y se registran heladas con cierta frecuencia. Por contra, en verano los termómetros llegan a sobrepasar los 35º C. Las precipitaciones son escasas a lo largo de todo el año.

Si viajas a diferentes puntos de la provincia de Granada deberás meter en la maleta diferentes tipos de ropa ya que las temperaturas varían de un lugar a otro. En Sierra Nevada las temperaturas son frías en invierno y frescas en verano, mientras que la costa granadina cuenta con temperaturas más agradables y días soleados durante todo el año.

Guía de Granada

Hacer Comentario

Su dirección de correo electrónico no será publicada.