9-10 de Mayo de 2015

Cada primavera, en Japón los cerezos (sakura) florecen y llenan los parques con su selecta belleza. Los japoneses aprovechan la llegada del buen tiempo para salir a los parques y disfrutar de un picnic a la sombra de este espectáculo natural.

La tradición del Hanami, que traducido al español significa contemplar las flores, empezó siendo un entretenimiento imperial en el siglo VIII, pero con el paso del tiempo se extendió por todo el país y entre todas las clases sociales. Ahora, cada año el servicio meteorológico de Japón predice la época en que los cerezos florecerán en cada región de Japón.

Las zonas más visitadas de Tokio son el parque de Ueno, el parque Shinjuku Gyoen y los alrededores del Palacio Imperial. Desde primera hora de la mañana, la gente se acerca a los parques para reservar su sitio, extendiendo una manta, para poder reunirse con la familia y amigos a comer y beber sake por la noche.

La floración del cerezo suele tener lugar entre finales de marzo y principios de abril y dura sólo una semana. Así que prepara bien tu viaje y resérvate uno de los mejores sitios para celebrar el Hanami. De noche, la celebración del Hanami se conoce con el nombre de yozakura, cerezos de noche.

Guía de Tokio